BERNAN SALAZAR

EL ARTE DE APRENDER A VIVIR... SIN MORIR EN EL INTENTO

21/02/2021

Bernan Salazar

Hoy -a diferencia del común de mis blogs- quiero contarles una historia distinta, una historia que surge del fondo de mi alma y que viene condimentada con años de experiencia profesional.-*

Después de varios de meses de semi-aislamiento voluntario / obligatorio en mi país, logré corroborar lo que desde hace muchos años sospechaba pero me negaba a reconocer públicamente: hoy en día la mayoría de las personas se sienten satisfechas con ir “sobreviviendo” (como cuenta la canción de Víctor Heredia) día con día y se olvidaron de vivir.. ¿Qué? Se preguntarán algunos.. así como suena: se levantan, comen, trabajan, comen, trabajan, comen, duermen; se levantan, comen, trabajan, comen, trabajan, comen, duermen; se levantan…y así pasan todos los días (y muchos repiten esta misma agenda los fines de semana). ¿Eso es vivir?.-*

Por supuesto que muchos tenemos la necesidad de cumplir con una serie de compromisos económicos que nos obligan a ganarnos “el pan de cada día” desarrollando algún tipo de profesión u oficio, ya sea como empleados, autoempleados o empresarios; pero insisto.. ¿Dedicarse todos los días de la vida únicamente a dormir, comer, trabajar.. es vivir? No dudo que algunos criticarán mi visión argumentando que no es cierto, que olvido que muchos también disfrutan de la TV, videos y juegos electrónicos, que salen a cenar o a tomar con sus amigos o familiares.. la lista la puedo extender y debo que reconocer que desde su visión tienen toda la razón; no obstante, si medita un poco, podrá darse cuenta que muchas de esas actividades fácilmente se ubican en “dormir” y “comer”; y que algunas de las actividades de recreo que podrían señalarme básicamente están en el área del “comer”, ya que el resto del tiempo lo destinan a “dormir” y “trabajar”.. ¿Eso es vivir?.-*

Reitero, durante los días, semanas y meses de aislamiento y/o de restricciones (más estrictas en algunos países que en otros) también descubrí que muchas personas se dedican únicamente a trabajar y dormir, ya que comen-trabajando (y ahora teletrabajando) y que el único espacio que realmente consideran que es vivir es cuando “comen” (en grupos, en pareja o solos), es en ese momento -los que sí disfrutan esos instantes del día- cuando logran desconectarse mentalmente y dedicarse a sí mismos. El resto, ni comer tranquilos quieren (si pueden pero no quieren), en algunas ocasiones lo que hacen es desayuno/almuerzo/cena-reunión y por supuesto que esta pequeña porción del tiempo diario lo convierten en trabajo, ergo, esos días se limitaron a dormir y trabajar.. ¿Eso es vivir?.-*

Los que realmente me conocen sabrán que disfruto leer, es un vicio que se ha venido agudizando con el paso de los años y debido a esto, he tenido en mis manos gran cantidad de libros cuyo enfoque es la necesidad de dedicar el 200% del tiempo a trabajar para ser “exitoso” (que lo consideran como sinónimo de tener un montón de cosas). Para algunos autores ser exitoso consiste en trabajar, trabajar, trabajar todo el día (mañana, tarde y noche) para poder tener un montón de cosas, supongo que será en otra vida cuando habrá tiempo para vivir (necesito aclarar que no creo que sea malo en tener un montón de cosas, pero reflexiono si esa debe ser la meta de la vida).- En la línea de pensamiento basada en “vivir para trabajar” hay quienes desarrollan sus ideales de vida en levantarse a las 5 am. a trabajar, otros en que dormir 4-5 horas diarias es más que suficiente ya que el resto del día debe ser para trabajar y muchos más que se dedican básicamente a enseñarte a cómo trabajar más (hacer más en menos tiempo, a ser más eficientes, a cobrar más y etcéteras).. Espero que ya haya descubierto mi enfoque: Vivir NO consiste únicamente en trabajar, comer y dormir.. hay muchas cosas más que se pueden y deben hacer. Recuerde que estar “ocupado” no es lo mismo que ser eficiente.-*

No dudo que algunos estarán reflexionando con lo leído hasta este momento y creerán que tengo algo de razón, pero.. ¿cómo hago si necesito pagar un montón de recibos, la hipoteca, las escuelas, la comida, la.. la.. la..? (como la tradicional canción de cuna que nos enseñaron y nos mantiene dormidos). Por supuesto que todos tenemos obligaciones financieras y muchas de ellas básicamente por desconocimiento, aclaro, por falta de educación financiera. Si piensa un poco, descubrirá que muchas de las deudas que tenemos –por las que nos hemos convertido en esclavos de nuestros trabajos- realmente no existirían si hubiéramos tenido el conocimiento básico para descubrir que era innecesario comprar lo que originó la deuda. Con tres ejemplos espero aclarar el punto, veamos: 1) Ese TV Gigante que compramos a módicas cuotas mensuales que no tenemos tiempo de disfrutar; 2) El último teléfono móvil que usamos para estar conectados permanentemente con los compañeros del trabajo, los clientes, los jefes.. o escaparnos de la realidad y viajamos entre las redes sociales (y que posiblemente será obsoleto cuando hayamos pagado únicamente la tercera parte del precio en que lo compramos); y, 3) El vehículo financiado (de gustos no hay nada escrito) que utilizamos básicamente para ir al trabajo y que el 90% del tiempo está estacionado (sin olvidar el precio que pagamos por el estacionamiento).- Véase que estoy hablando de “precio” y no de “valor”, que son temas muy distintos y muchos ni cuenta se dan.-*

Tengo claro que son muy pocos los que podrían darse el lujo de no trabajar (que debe ser súper aburrido) y aunque muchos crean que esa es la meta de la vida (trabajar muchísimo durante toda la vida para algún día no tener que trabajar), en lo personal creo que lo ideal sería trabajar inteligentemente en algo que realmente le encante, algo que Usted disfrute, que le apasione, que lo haga ser feliz desde lo más profundo de su corazón.. si por cualquier circunstancia no disfruta lo que hace (posiblemente un gran sector de la población esté en la misma situación) no se sienta mal, aproveche el tiempo en incrementar sus conocimientos en ese campo que ama y apenas tenga oportunidad, salga corriendo lo más rápido posible de ese trabajo que odia, comience a vivir su vida y procure ser feliz.. estoy seguro que descubrirá que no morirá en el intento.-*

Atrévase a dejar “olvidado” en casa su teléfono móvil o apáguelo durante un par de horas, descubrirá que el mundo continúa sin Usted y que no es cierto que es indispensable estar “conectado” todo día. Aventúrese a investigar qué es un estado de cuenta, en qué consisten los ingresos y egresos, las utilidades e impuestos, posiblemente es la información que le hace falta para descubrir que no hay necesidad de comprar todo lo que está en venta, que no hay necesidad de “impresionar” a nadie con su TV Gigante, su teléfono de última generación o su fabuloso automóvil (ejemplos puedo dar muchísimos).. creo que pasar los días dedicándose a gastar para impresionar, limitándose a trabajar, comer y dormir, eso únicamente es sobrevivir.. VIVIR ES APRENDER A SER FELIZ..!!

Nos seguimos leyendo..!!

Si necesita actualizarse con información legal, contácteme aquí.

¡Recibe lo nuevo del blog!

¡No enviamos spam! Lee más en nuestra política de privacidad